domingo, 13 de enero de 2013

Apropiación del pan y el vino - Conrado Yasenza


A Roque Dalton.
         
Es en esta sucesión de asuntos
donde cada día me parezco más
al que soy
al que seré y al que fui.
Pido entonces
dejen ya de reclamar
mi bitácora desea ausentarse por algún tiempo
y por algún mundo desprevenido;
hecho está el bautismo
mientras el ocio no sufre ni ahorca
ni busca justificativos para la palabra
¿y si no fuera tan sincera la lealtad?
ya sabemos del poeta y la bala amiga
del cañón del cual partió la muerte
apoderándose de su vereda
de su vino su pan y su sopa
¡que lástima!
siempre la desconfianza mata al hombre
le arrebata la caricia del trabajo
hasta desgarrarle la alegría
la mirada los buenos comentarios
el goce los encuentros sin certezas
los malos comentarios
lejos de la mejor época
cerca de la peor vocación
y el estreñimiento de inventarios
que huelen a dromedarios en apuros.


Acerca del Autor: Conrado Yasenza